Blog

antoniom
11/02/2018
Blog de Rotulación a mano No hay comentarios

¿Cómo decorar y pintar azulejos a mano?

azulejos pintados a mano

En España, todo buen aficionado al arte conoce el pasado del azulejo, aunque sea torpemente y de refilón. Los musulmanes lo introdujeron en al-Andalus en el siglo XVII y, tras popularizarse como un elemento clave del arte hispano-musulmán, se extendió también por el resto de Europa.
El azulejo se caracteriza por su poco espesor y por contar con una de sus caras vidriadas, lo que lo convierte en un elemento complejo y en cierto modo emocionante a la hora de decorarlo y pintar sobre él.
Lo más habitual es que nos encontremos azulejos con forma rectangular o cuadrada revistiendo superficies interiores y exteriores. Probablemente te vengan a la cabeza más de un baño o cocina diseñados con azulejos, pero su estudio es mucho más interesante cuando se traslada al exterior u ocupa palacios, iglesias y otros lugares como estaciones de ferrocarril. Un azulejo de interior puede ser monocromático o contar con motivos geométricos y vegetales; mientras que los azulejos de los monumentos suelen representar alguna escena mitológica o barroca.
En la actualidad, algunas personas se han atrevido a descontextualizar y reiventar el azulejo de exterior, incluyéndolo en obras de street-art. También los vemos a menudo a la venta como souvenirs, imitando a los lienzos de paisajes.

Cuidados específicos para pintar azulejos a mano

Ya sea para repintar los azulejos de una pared o para realizar un mural cerámico, el azulejo requiere una serie de atenciones muy específicas.
Lo primero que has de saber es que, para decorar azulejos a mano, no sirve cualquier tipo de pintura. Aunque algunas personas utilicen esmalte para vidrio en azulejos con mucho brillo, lo más recomendable es que recurras a esmaltes específicos para azulejo y cerámica. Los encontrarás en diferentes colores y con acabado mate, satinado o brillante. Cuanto más brillante sea el esmalte, más se notarán las imperfecciones.
Si eliges un esmalte para azulejos con base acrílica o al agua, obtendrás un secado rápido. Si te decantas por uno sintético, tendrás una dureza y cobertura mejor. Lo ideal es que preguntes a un profesional de la pintura antes de seleccionar una opción u otra.

Pasos obligatorios para pintar o dibujar sobre un azulejo

Si vas a pintar a mano un azulejo, estos consejos te serán de utilidad:

  • Limpia el azulejo sobre el que vas a pintar. Si tiene moho puedes utilizar agua oxigenada o alcohol.
  • Líjalo. Si está esmaltado puedes lijarlo antes para que la pintura se adhiera correctamente a toda la superficie. Después, elimina el polvillo con un trapo húmedo.
  • Utiliza una imprimación si es necesario. La imprimación es un fondo fijador que se utiliza antes de aplicar la pintura para que esta se adhiera mejor. Como el azulejo es una superficie algo complicada, a veces puede ser recomendable recurrir a la imprimación, sobre todo en paredes de interior con azulejos monocromáticos. No suele utilizarse en murales de exterior.
  • Añade motivos a tu azulejo. Puedes añadir motivos a un azulejo usando una plantilla. Si prefieres dibujar sobre un azulejo lijado, utiliza un lápiz y presiona suavemente. Debes practicar antes en una hoja de papel.
  • Comienza por los colores claros. Si quieres rellenar tu dibujo con colores, hazlo primero con colores claros para ahorrarte manchas posteriores. Dependiendo del tipo de esmalte, llegarás a necesitar hasta tres capas de pintura.
  • No te impacientes y deja que seque. Lee con detenimiento las indicaciones de cada esmalte para saber cuánto tiempo de secado necesita y no destrozar el trabajo realizado. Una vez esté seca la pintura, puedes aplicar un barniz.

Herramientas para pintar a mano un azulejo

Dependiendo de si vas a pintar el azulejo con un solo color o de si vas a realizar un dibujo sobre el mismo, trabajarás con diferentes herramientas.
Para pintar un azulejo con un solo color, puedes recurrir a un rodillo de pelo corto. Si trabajas sobre una pared, puedes utilizar un pincel para darle otro tono a las juntas.

Pinceles y brochas

Tanto los pinceles como las brochas son muy importantes para decorar azulejos. Si realizas rotulación a mano de azulejos lo mejor es disponer de brochas y pinceles de distinto grosor para dar color a nuestro dibujo sin imperfecciones. Si ni las brochas ni los pinceles son lo tuyo, puedes comprar un rotulador de pintura especial para azulejos. Y si decoras tu azulejo con plantilla, necesitarás brochas o esponjas.
En función del tipo de esmalte que utilices, puede ser aconsejable usar gafas de protección y mascarilla. También serían necesarias en espacios muy pequeños y cerrados.

El azulejo y el street art

azulejo en oporto de street art

Siguiendo pautas como las anteriores, cada vez son más las personas que se atreven a decorar sus azulejos a mano, dándoles un aspecto artesanal y único. Además, los murales cerámicos desligados de iconografía religiosa ya son muy habituales en las calles, espacios públicos y locales de uso social y cultural.
En Portugal, donde el azulejo es fundamental en la construcción y decoración de edificios y viviendas, el street-art con esta pieza de alfarería atraviesa un buen momento. Uno de sus artistas más famosos es Diogo Machado, también conocido como Add Fuel. Machado ha conseguido reinventar el significado del azulejo portugués con la técnica del estarcido o stencil.
Otro artista callejero que trabaja con azulejos es Invader. Este francés “dibuja” todo tipo de cosas utilizando pequeños azulejos de colores en lugar de aerosoles. Después, instala estas piezas de arte callejero en las zonas más transitadas de diferentes ciudades.
Algunas de las obras de Invader tienen un tamaño considerable, por lo que se intuye que no siempre actúa en solitario y necesita ayuda en los montajes. Su estilo ha llegado a definirse como pixel art callejero y es muy admirado internacionalmente.

Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.