Beats Per Minute (BPM)

Beats Per Minute (BPM) o, en castellano, Pulsaciones Por Minuto (PPM) es una unidad empleada en música para medir el ritmo.
Para indicar las pulsaciones por minuto (BPM) de una canción, se utiliza una figura musical seguida de un signo ‘=’ y, junto a este símbolo, el número de esas figuras que entran en un minuto de música. Cuanto más elevado sea ese número, más ‘rápida’ será la canción. Por ejemplo, si para indicar el tempo nos encontramos ‘una figura negra = 120’, esto significa que cada negra vale medio segundo, porque en un minuto caben 120 negras.
Por lo general, para indicar las pulsaciones por minuto (BPM) de una canción se utiliza la negra, una figura musical que equivale a un cuarto del valor de la figura redonda. De todos modos, dependiendo del compás en el que esté escrita la composición también tendrían cabida otras figuras musicales.
Algunas partituras señalan las pulsaciones por minuto (BPM) sobre el pentagrama para indicar el tempo al que se debe interpretar la música desde el momento en el que aparece indicado ese valor hasta la próxima señal o hasta que concluya la canción.

Géneros musicales y sus BPM

A cada estilo o género musical le corresponde un tempo o un determinado número de pulsaciones por minuto. La música hip-hop, por ejemplo, cuenta con un promedio de 80-90 BPM. El rhythm and blues (R&B), un género vinculado al hip-hop, tiene el mismo promedio de BPM.
Otro estilo musical que guarda relación con el hip-hop, el reggae, presenta una media de BPM muy similar a los géneros anteriores: 75 PPM. Las piezas de reggaeton, en cambio, se mueven entre las 70 y las 120 pulsaciones por minuto, aunque algunas canciones pueden llegar hasta las 140 pulsaciones por minuto.
La música electrónica o electro, relacionada asimismo con el hip-hop, tiene un promedio de 126-135 BPM. La cifra varía muy poco en el electro house (126-135 PPM) o en el electropop (100-120 PPM). En el drum & bass, la música electrónica surgida en Jamaica en la década de 1990, el promedio de pulsaciones por minuto es de 160-180, un número de BPM algo superior al de este mismo género en sus inicios, cuando las pulsaciones por minuto estaban entre 140 y 170. El dubstep, la música drum & bass surgida en Inglaterra entre las décadas 1990 y 2000, ronda las 140-175 pulsaciones por minuto. Otra modalidad de música electrónica, el trip-hop (de origen británico), cuenta con 60-120 BPM.
El funk carioca, funk brasileño o funk de favela, vinculado asimismo al hip-hop gracias al hermanamiento de este con el funk, tiene un promedio de 95-135 BPM. Aunque haya algunas canciones de funk carioca que alcanzan las 145 pulsaciones por minuto y otras que se quedan en las 85, la media de BPM estaría en 120.
Las composiciones de trap, un subgénero del hip-hop que mezcla música electrónica de baile y hip-hop, tienen 140 BPM.

Los tempos más acelerados

Los tempos más acelerados los encontramos en las canciones de speedcore: música hardcore que rara vez suele bajar de las 300 pulsaciones por minuto. El tempo de una canción de speedcore está entre las 200 y 600 PPM, llegando a las 2000 pulsaciones por minuto en algunos temas.
En el frenchcore (hardcore industrial uptempo procedente de Francia) las canciones tienen entre 200 y 300 pulsaciones por minuto.
El hardcore, con sus diferentes subgéneros, también es uno de los estilos musicales con un número de BPM más elevado. El techno hardcore o, sencillamente, hardcore, es la música electrónica surgida en Alemania a finales de la década de 1980 y presenta entre 165-220 pulsaciones por minuto. En cuanto a los subgéneros del hardcore, el hardcore punk cuenta con un promedio de 180-200 BPM, mientras que el hardcore melódico (subgénero del punk y del hardcore punk) lo tiene de 150-210. Por otro lado, el happy hardcore (relacionado con la música Gabber o gabba) cuenta con un promedio de 180-200 BPM.
Otro género musical con un número elevado de pulsaciones por minuto es el neo crust (180-200).
El hip-hop se encuentra entre los estilos con un menor número de pulsaciones por minuto junto a otros géneros como la salsa o el vaporwave.

A %d blogueros les gusta esto: